Coliflor

Recetas de coliflor

Receta de colifor al vapor

Receta de colifor al vapor

Al vapor es la forma más fácil de hacer la coliflor y una manera fantástica para presentar a este héroe anónimo vegetal. Es una receta sencilla y saludable, perfecta para cenas ligeras que está lista en cuestión de minutos. Si eres lo suficientemente afortunados para encontrar una coliflor morada en el mercado, ¡pruébala!

Ligeramente cocida al vapor y espolvoreada con un montón de hierbas aromáticas frescas y sal, y rociada con un poco de aceite de oliva. Pocas cosas son más sencillas y saben mejor. Otra cosa buena de cocinar al vapor, es que si no lo comes todo hoy, lo puedes guardar en una bolsa y meterlo en el congelador para la próxima semana.

Puedes experimentar con diferentes especias, añadiéndolas de una en una para ver cual te gusta más. Este proceso de cocinar y experimentar, es una gran manera de aprender sobre los ingredientes y los alimentos.

Qué ingredientes necesitamos:

  • 1 cabeza de coliflor, sin las hojas
  • 1 cucharadita de comino o de chía
  • 1 cucharada de mantequilla o aceite de oliva
  • 1 cucharada de hierbas frescas picadas como tomillo, perejil, cebollino, menta, etc..
  • Sal y pimienta negra al gusto

Cómo hacer la coliflor al vapor, paso a paso:

Para empezar a hacer esta receta de coliflor al vapor, vamos a cocer el vegetal. Para ello podemos utilizar una olla a presión o una cazuela normal.

Si utilizas una olla a presión, pon los ramilletes dentro, espolvorea sal, y vierte una cucharada de agua. Cierra la olla con la tapa y ponlo a calentar a fuego alto. Tan pronto como empieces a escuchar el silbido de la válvula, apaga el fuego y libera la presión inmediatamente, colocando la olla bajo el grifo de agua fría, esto liberará la presión inmediatamente y detendrá inmediatamente el proceso de cocción. Saca la coliflor aparte (guardando el líquido).

Si utilizas una cazuela normal, pon a calentar 1,5 cm de agua a fuego alto con la tapa puesta. Una vez que el agua llegue a ebullición, añade los ramilletes de coliflor y tápalo. Reduce la temperatura para que pueda cocer a fuego lento durante 10-12 minutos, hasta que la coliflor se pueda perforar fácilmente con un cuchillo. Saca la coliflor aparte (guardando el líquido).

El mismo líquido que nos a quedado, lo reducimos al fuego hasta tener 1/2 taza. Le agregamos la mantequilla o el aceite de oliva y las hierbas frescas picadas. Vertemos el líquido reducido con las hierbas sobre la coliflor y espolvoreamos las semillas por encima. Salpimentamos y servimos.