Coliflor

Recetas de coliflor

Coliflor con bacalao

Coliflor con bacalao

El bacalao es un pescado con una larga tradición en la gastronomía española, al que se le puede añadir casi de todo. En este caso le añadimos coliflor y un aceite infusionado en pimentón y ajo.

Como la cocción del bacalao es muy sencilla y se tarda muy poco, hay que empezar cociendo la coliflor primero, que se puede hacer al vapor o hervida. Yo prefiero hacerla al vapor para que sonserve mejor su forma, y para que no pierda ninguna vitamina disuelta en el agua de cocción.

Esta receta de bacalao con coliflor es un plato muy típico en el norte, muy popular en las fiestas. Perfecto para conseguir excelentes críticas de amigos y familiares.

Estos son los ingredientes que se van a utilizar para hacer 4 raciones.

  • 1 coliflor de tamaño mediano, cortada en floretes
  • 500 gr de filetes de bacalao fresco, sin espinas y con piel
  • 5 dientes de ajo
  • 1 cucharada de pimentón De la Vera
  • Harina, para enharina el bacalao
  • Aceite de oliva virgen (unos 100 ml)
  • Un poco de sal

Este es el método que utilizo para hacer la receta:

Corta las hojas verdes externas de la coliflor y el tallo, así resulta más fácil cortarla en floretes más pequeños. Los floretes los vamos a cocer al vapor para que mantengan mejor su forma y no pierda sus valores nutricionales.

¿Cómo hacer la coliflor al vapor? Si tienes una vaporera, coloca la coliflor en la bandeja de encima y añade agua. Llévalo a ebullición y cubre la coliflor con la olla, asegurándote de que la bandeja no toca el agua. Déjalo así durante unos 20 minutos, hasta que esté al dente. Puedes comprobar la textura pinchándola con un cuchillo.

Mientras tanto, vete enharinando el bacalao en la harina. Calienta un chorro generoso de aceite y deja que el bacalao se dore por los dos lados (sin pasarte).

Saca cada filete de bacalao (con cuidado de que no se rompa) a un trozo de papel de cocina para que escurra todo el aceite. Resérvalo.

Deja que el aceite se enfría y, si es necesario, añade más cantidad para poder sofreír los dientes de ajo, sólo hasta que comiencen a dorarse. En ese momento, retira los ajos con una espumadera y resérvalos.

En el mismo aceite que has utilizado para los ajos, añade una cucharada de pimentón dulce y remuévelo para que se integre. Apaga el fuego, ya que el calor residual hará que el pimentón se fría pero que no se queme.

A continuación, coloca los filetes de bacalao en una fuente para horno, incorpora la coliflor al vapor, y vierte por encima el aceite con el pimentón. Si te gustan los ajos, añádelos también.

Puedes servirlo así si lo vais a comer ya, o meterlo en el horno durante unos minutos para comerlo caliente.